Actualidad

Kim Yo Jong la mujer más poderosa de Corea del Norte

Kim Yo Jong es la figura dentro de Corea del Norte que más peso tiene después de su hermano Kim Jong Un, los rumores se han disparado para suceder al líder, no se sabe nada de él desde hace semanas y todos los expertos miran de reojo a una mujer que tiene bastantes factores a su favor.

Nacida en 1987, se fue de su país para irse a estudiar a Suiza, donde cuentan que mientras estudiaba estaba muy protegida por sus guardaespaldas, tanto que en una ocasión la sacaron rápido de la escuela para llevarla a urgencias por un simple constipado.

Es una mujer inteligente, dulce y afable, pero tiene rasgos de personalidad varonil, apreciada por su padre Kim Jong-il, fiel defensora del régimen y de su hermano. En los últimos años su tarea ha sido a gran nivel en asuntos diplomáticos, como en los Juegos Olímpicos de invierno de 2018 en Pyeongchang o siendo la primera de la familia en visitar Corea del Sur tras la separación de la península al finalizar la Segunda Guerra Mundial.

Kim Yo Jong ejerce un gran poder en el Departamento de Organización y Orientación, es un organismo que controla todo el país, teniendo la última palabra sobre los 26 millones de habitantes en Corea del Norte. Dentro se la tiene tal respeto, que muchos la temen y otros la respetan. A lo largo de su vida, desde que tuvo uso de razón hasta ahora, ha sido preparada para sentarse en el poder si su hermano estuviera incapacitado o falleciera.

Desde la sombra y con sigilo ha ido obteniendo poder, detrás, discreta sin que nadie la vea, es inteligente, calculadora, escalando posiciones en la jerarquía, como primera vicedirectora del Comité Central del Partido de los Trabajadores y primera vicedirectora del Departamento de Propaganda y Agitación.

El único obstáculo que tendría en su camino sería que para poder llegar a convertirse en líder de Corea del Norte debería de tener un cargo mayor en el Departamento de Organización y Orientación, solamente con la dirección de dicho departamento ella podría convertirse en la sucesora. Aunque en el país que gobierne una mujer no está bien visto y no se aceptaría.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: