Actualidad

Siete niños madrileños de 11 años se rapan la cabeza por solidaridad a un amigo con leucemia

Una de esas noticias que conmueven a quien las escucha o las lee. David, un niño de 11 años que sufre la terrible enfermedad de leucemia, ha experimentado el cariño y aprecio por parte de sus amigos del colegio que, en solidaridad con él, han decidido raparse la cabeza «para que no se sienta solo». 

Los siete compañeros acudieron a la peluquería junto con David, pero no solo para acompañarle a que se cortara el pelo tras las sesiones de quimioterapia que están provocando su caída, sino para realizar un acto de solidaridad, cariño y amistad que quedará en la memoria del pequeño de 11 años para siempre: raparse el pelo «para que vea que no pasa nada», cuenta su amigo Noah.

Una bellísima iniciativa que nos ha hecho recuperar un poquito nuestra confianza en la especie humana.

 

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies
A %d blogueros les gusta esto: