Crónica de Canarias

En la sociedad del siglo XXI todos los ciudadanos necesitan tener un acceso libre, amplio e igualitario a la información, a los datos y a las versiones sobre los diversos acontecimientos que construyen nuestra esfera de lo público.

Economía

El gobierno anuncia subidas de impuestos aereos y a la comida rápida entre otros

Nuevamente el gobierno de Pedro Sánchez anuncia o ya preve una subida de impuestos generalizada. En este caso impuestos finalistas que según el ejecutivo servirán para luchar contra el cambio climático. Y otros relacionados con la alimentación, que incidirán en lo que comunmente se llama comida rápida o comida basura.

Desde el Ministerio de Consumo se nos advierte de nuevas tasas en este caso a los productos alimentarios. En este sentido el citado ministerio de Alberto Garzón, ha anunciado un plan integral de alimentación saludable que abordará cuatro asuntos como son: el etiquetado, la fiscalidad, la publicidad y la formación e información para incentivar el consumo de productos saludables. Una vez más se hace desoyendo las advertencias de las patronales alimentarias, que alertan de que estas subidas impositivas, repercutirán negativamente precisamente en los consumidores más desfavorecidos. Estas iniciativas se suman a las ya anunciadas de control de precios y prohibiciones en determinados tipos de ofertas de los supermercados

Hacienda por su parte anuncia nuevas tasas en el sector del transporte aereo y a los plásticos. El ministerio ya ha sometido a consulta pública a través de su página web dos documentos relativos a estos dos nuevos tributos para que las organizaciones y asociaciones más representativas potencialmente afectadas por la futura norma, como cualquier ciudadano, puedan hacer llegar sus comentarios en los próximos 15 días.

Hacienda explica que «estas medidas se enmarcan en el debate desarrollado a nivel internacional sobre la necesidad de dotar de mayor peso a los impuestos medioambientales para luchar contra el cambio climático, avanzar hacia una transición energética sostenible y promover la implantación y uso de tecnologías más respetuosas con el medio ambiente».

En definitiva más presión para los bolsillos de los ciudadanos que ya de por si soportan una enorme carga impositiva.

 

 

A %d blogueros les gusta esto: